gggg

miércoles, 14 de marzo de 2012

Mala sombra o sombra buena??

Un excelente artículo que he encontrado en la red, por Miguel Esquirol.
Jugar con la luz es una actividad natural para fotógrafo. Pero en ocasiones, perseguir las sombras para revelarlas se convierte en el contraste natural de un arte que se alimenta de la luz.
Aquí una colección de imágenes donde la sombra cobra protagonismo. Esperamos ver sus propias fotografías de sombras.
La ilusión óptica de esta imagen le da a las sombras una realidad casi palpable.
La sombra como silueta es una de las técnicas con mejores resultados en la fotografía. Aquí la niña sale de la sombra frente a la textura de ese maravilloso fondo.
Sombra como protagonista: En esta imagen la sombra se convierte en un verdadero protagonista en la fotografía y nos deja imaginando que es lo que de verdad ocurre en esta historia.
Aquí las sombras creadas por el contraluz del atardecer, y las sombras en la arena hacen que la multitud se multiplique en esta escena llena de movimiento.
A veces una sombra puede estar llena de luz, en un momento casi mágico que la luz inunda la sombra y los colores se separan.
En el atardecer, los hombres pueden volverse diminutos mientras que todo a su alrededor cobra proporciones desmesuradas.
La sombra del fotógrafo que interrumpe la fotografía no siempre es algo malo, sobretodo si es contrastado con esa rica paleta de colores brillantes.
La doble estatua entre el cielo y el agua, con las direcciones invertidas juega con nuestra percepción.
Una foto divertida con una multitud de planos en que las sombras se revelan al fotógrafo.
Esta fotografía el niño de carne y hueso casi desaparece para darle paso a su propia sombra. Historia digna de Peter Pan.
Un hombre cruzando la calzada al mismo tiempo que es seguido por un gigante desproporcionado en esta toma cenital.
En la galería hay más fotos de esta temática:

No hay comentarios:

Publicar un comentario